Después de revelar los detalles sobre el Kindle Fire, su nueva tableta Android de 7 pulgadas, Amazon reveló cambios en su línea de eReaders eInk.

Amazon introdujo hoy el Kindle Touch, que viene en dos versiones. El más caro de ellos es el Kindle Touch 3G, un lector de eInk con conectividad 3G y soporte de pantalla táctil por un precio de 149 dólares/110 euros. También hay una versión que sólo tiene Wi-Fi disponible por 99 dólares/73 euros, y el Kindle regular, sin pantalla táctil, que ahora se vende por un precio de 79 dólares/60 euros.

Con un peso de 5.98 onzas, el último de estos es 30% más ligero que su antecesor, el Kindle 3, y simplemente se llama “Kindle”. También es un 18% más pequeño (aunque la pantalla de 6 pulgadas no se ha sido reducida) y además pasa las páginas 10% más rápido.

¿Por qué son tan baratos? La respuesta es simple, los tres dispositivos incluyen una especie de protector de pantalla (screensaver) que muestra anuncios en pantalla, al estilo de Kindle, pero con ofertas especiales, y esa es la razón por la qué Amazon fue capaz ofrecerlos con un precio tan competitivo.

Los que quieran un Kindle sin anuncios tendrán que pagar un extra de 30 dólares para el Kindle regular, y 40 dólares adicionales para los dos dispositivos táctiles, respectivamente.

Los tres dispositivos estarán disponibles para pre-orden desde hoy en amazon.com/kindle y serán enviados el 21 de noviembre.

No hay comentarios

Dejar respuesta