Hasta ahora, conectar la Xbox 360 a Internet ha sido siempre una funcionalidad opcional para los jugadores. Pero un nuevo informe afirma que para jugar con la próxima Xbox será necesario que esté siempre conectado a Internet, como una medida para intentar ponerle freno a la piratería.

De acuerdo con el informe publicado por VG24/7, la próxima consola Xbox incorporará una nueva tecnología DRM llamada Always-On, la cual exige una conexión constante a Internet para poder jugar los juegos en modo de jugador único. De este modo, Microsoft podrá detectar cuando una persona esté jugando con copias piratas de sus juegos.

Para los jugadores, esto significa que incluso si quieres jugar en modo de un solo jugador, tendrás que estar en línea. Si no tienes Internet o no te gusta tener una existencia en línea para tu experiencia de juego, es posible que no puedas jugar, ya que tus juegos no podrán cargar hasta que hagan un ping a los servidores del juego.

No sabemos hasta qué punto planea de Microsoft implementar esta función, pero encaja bien con lo que hemos estado oyendo acerca de la empresa, incluyendo algunos especie de función “anti-juegos usados”.

Hasta ahora la consola Xbox 360 es la consola de videojuegos más vendida a nivel mundial, pero este tipo de limitaciones harán que PlayStation o Wii empiecen a recortar distancia. Sobre todo en los países en desarrollo en Asia y América Latina, dónde prácticamente nadie compra juegos nuevos y dónde no todo el mundo cuenta con una conexión a internet en casa.

No hay comentarios

Dejar respuesta