Research in Motion (RIM) ha anunciado que abrirá su primer centro de desarrollo en África, con sede en Smart Village, Egipto, en las afueras de El Cairo, informó el diario Al Ahram.

Mientras que BlackBerry está perdiendo terreno en el mercado de teléfonos inteligentes en los Estados Unidos, sigue siendo una opción popular en el Medio Oriente y Asia, pese a las amenazas de Apple y Android.

En marcado contraste con la debilidad de sus ventas globales, con una pérdida de 125 millones dólares en el último trimestre del 2012 y una caída de 45% en las ventas en los Estados Unidos, en Oriente Medio, el año pasado BlackBerry experimentó un aumento del 140% en el número de suscriptores de BlackBerry.

Recientemente, el director ejecutivo de RIM para el Medio Oriente reveló que la región de más rápido crecimiento del mercado para la compañía. El segundo mercado de mayor crecimiento es Arabia Saudita, con 47 millones de suscriptores y una tasa de penetración de 173%.

El nuevo centro de desarrollo en El Cairo, que estará contratando a un grupo de ingenieros de software locales, llega a pesar de las dudas iniciales de RIM y las preocupaciones sobre la estabilidad política y económica de Egipto. RIM no reveló el monto de la inversión que va a hacer en el país.

El nuevo centro de desarrollo de BlackBerry será el hogar de desarrollo de aplicaciones de BlackBerry, y partirá con una aplicación que ofrecerá a los usuarios locales de Egipto información sobre las próximas elecciones presidenciales en el país.

Mientras que los desarrolladores de aplicaciones han mostrado una evidente preferencia por iOS y Android, RIM está intensificando sus esfuerzos para atraer a los desarrolladores locales, lo que garantiza que sus usuarios disfruten de contenido localizado y optimizado en sus dispositivos BlackBerry.

El hecho, sin embargo, es que RIM está luchando por encontrar de nuevo su equilibrio, y todavía tenemos que ver si el hecho de centrarse o no en los mercados en los que sigue siendo una opción popular, será lo que traerá a la compañía de nuevo a la orilla.

No hay comentarios

Dejar respuesta