Nuevos Galaxy Watch 2018

Cuando se habla de relojes inteligentes, tenemos dos grandes grupos. De un lado están los que compran un Apple Watch porque las razones que fueren. Y del otro lado están los que nunca compraremos un Apple Watch porque entendemos que por encima de la marca, el precio o las funcionalidades, está el diseño.

Y como buen amante del diseño, no soporte ver que se le llame reloj a un dispositivo que si bien es cierto que da la hora (entre muchas otras cosas), tiene un diseño cuadrado tan horrible como incongruente con el aspecto tradicional de un reloj.

Los relojes de muñeca deben ser redondos, y si quieres tener un dispositivo inteligente, pero que a la vez mantenga el aspecto de un reloj analógico, entonces olvídate del Apple Watch y échale un vistazo al nuevo Samsung Galaxy Watch.

El Galaxy Watch hace todo lo que cabría esperar de un smartwatch. Hace seguimiento de tu actividad y controla tu sueño, reproduce música y gestiona pagos móviles, y sí, también te da la hora con una precisión notable. Cuesta 299 dólares/euros y si bien es más barato que el reloj de Apple, es necesario ver en detalle si vale la pena comprarlo.

Diseño

Galaxy Watch 46mm

El Samsung Galaxy Watch conserva el aspecto clásico y el diseño circular de las versiones previas, lo que le permite lucir más como un reloj y menos como un juguete geek. Ya sea que estés en la oficina, cenando o caminando al aire libre, en todo momento parece que llevas un reloj, en lugar de un mino móvil atado a la muñeca.

Lo nuevo es que el Samsung Galaxy Watch viene en dos tamaños: 46 mm y 42 mm. El Galaxy Watch de 42 mm ofrece unas dimensiones más cercanas a las de un reloj convencional y viene en una versión de color Oro Rosa más atractiva para el público femenino.

Mientras tanto, el Galaxy Watch de 46 mm más grande solo viene en plata. Es más grueso y notablemente más pesado, con una apariencia masculina pronunciada.

Galaxy Watch 42mm

En lo que respecta a la durabilidad, el Samsung Galaxy Watch es tan resistente como cabría esperar. Es resistente al agua hasta 50 metros, por lo que es seguro nadar con él. Cumple con los estándares militares de resistencia contra golpes, temperaturas extremas, radiación solar y otros factores ambientales.

La pantalla está protegida por el bisel elevado a su alrededor, así como por una capa de vidrio resistente a los arañazos Gorilla Glass DX+, desarrollado con los relojes en mente. Y la construcción de acero inoxidable resiste las abolladuras y los arañazos mucho mejor que el aluminio.Galaxy Watch versionesLa banda suave y gomosa suministrada por Samsung es agradable y flexible, y el cierre de metal asegura un ajuste confiable. Hay un poco de estiramiento, lo que ayuda con la comodidad. El único problema que noté fue que la correa que viene con mi modelo de 46 mm atrae fácilmente el polvo y la suciedad, pero una toalla húmeda lo limpia fácilmente.

Pantalla y controles

Los modelos Galaxy Watch de 42 mm y 46 mm vienen con pantallas de 1.2 y 1.3 pulgadas respectivamente, ambos con una resolución de 360 ​​por 360 píxeles. Los colores son vívidos, la visibilidad en exteriores es excelente y el texto siempre se muestra en blanco sobre un fondo negro, por lo que es nítido y fácil de leer.

Bisel giratorio

Además, dado que se trata de pantallas OLED, tener la cara del reloj siempre encendida es una opción, aunque una está desactivada de forma predeterminada, ya que acorta la vida útil de la batería. Sin embargo, la mantuve encendida porque se ve increíble.

El bisel giratorio de la marca registrada de Samsung es una de las funciones más geniales del Galaxy Watch. Para aquellos que no están familiarizados, se usa para navegar a través de la interfaz, por ejemplo, para cambiar entre widgets o para desplazarse hacia abajo en un correo electrónico sin ocultar nada en la pantalla con el dedo.

Con todo, el bisel es una conveniencia bienvenida, y hay algo extrañamente satisfactorio en la forma en que hace clic con cada rotación. Además, hay dos botones más en el lateral: uno que te lleva un paso atrás y otro para acceder al cajón de la aplicación o volver a la pantalla de inicio.

Como cualquier otra pantalla táctil, la del Galaxy Watch puede ser menos receptiva a medida que la humedad se acumula durante los ejercicios intensos, pero no tuve ningún problema importante con ella.

Interfaz y funcionalidad

Galaxy Watch 46mm

El Galaxy Watch ejecuta el sistema operativo Tizen 4 de Samsung, que sobresale en muchas áreas clave, una de ellas es la velocidad. Ambos tamaños son alimentados por un nuevo chip Exynos 9110 de doble núcleo que es más poderoso y más eficiente que los utilizados en los relojes inteligentes de Samsung anteriores.

La navegación es rápida y la interfaz de usuario responde instantáneamente a la entrada. Las ralentizaciones son raras y tienen un impacto insignificante en la experiencia del usuario.

El software en sí es fácil de entender. La esfera del reloj sirve como “pantalla de inicio”, naturalmente, y al levantar la muñeca, se enciende la pantalla. Desde allí, gran parte de la navegación se puede hacer de manera conveniente mediante giros del bisel giratorio. Si lo giras hacia la izquierda, te llevará a tus notificaciones y pasarás por los widgets girando el bisel hacia la derecha.

Interfaz Galaxy Watch

También hay un cajón de aplicaciones al que se accede presionando un botón en el lado derecho. Un golpe hacia abajo desde la parte superior de la pantalla le da acceso a configuraciones rápidas e información de estado.

Las notificaciones llegan al Samsung Galaxy Watch solo momentos después de que aparezcan en su el móvil, y al descartarlas en un dispositivo también desaparecen del otro. Puedes responder a los mensajes entrantes con una respuesta predefinida, escribiendo o deslizando su respuesta, o utilizando la entrada de voz.

Al girar el bisel giratorio hacia la derecha, recorres los widgets y, una vez que los configuré a mi gusto, no sentí que se hubieran tomado demasiados pasos. La selección de widgets cubre todas las necesidades esenciales: información del clima, accesos directos de aplicaciones, acceso rápido a contactos, recordatorios, controles de reproducción de música y muchos más.

Samsung ha equipado el Galaxy Watch con una buena cantidad de carátulas personalizables diseñadas para satisfacer las necesidades de la mayoría de usuarios. Algunos tienen un diseño limpio y clásico, mientras que otros son más deportivos. De entrada la selección no es muy amplia, pero hay muchas más caras disponibles para descargar desde la tienda de Galaxy Apps.

Seguimiento de la salud y la actividad

Actividad fisica

“¡Hora de ponerse en movimiento!” – este es el mensaje que aparece cada vez que me paso mucho tiempo sentado en mi escritorio. Los recordatorios de inactividad pueden ser molestos, pero son para nuestro propio bien, y me alegra verlos presentes en el Galaxy Watch.

Por supuesto, el reloj puede rastrear una gran variedad de actividades, desde correr y montar en bicicleta hasta una multitud de ejercicios de gimnasio. Los nadadores deben saber que el software de Samsung le permite tener una longitud de grupo personalizada en lugar de varias predefinidas. Y no tuve problemas para rastrear mis juegos de fútbol que seguí como un ejercicio de carrera.

Noté que las caminatas más largas también se registran automáticamente. Para muchas actividades, obtiene datos detallados, como la distancia que has recorrido junto con un mapa de tu viaje (si es relevante), las calorías que has quemado y las zonas de frecuencia cardíaca en las que pasaste tiempo.

Seguimiento Galaxy WatchEl seguimiento del sueño también está disponible en el Galaxy Watch. Por la mañana, me proporcionan un desglose de mis estadísticas de sueño, incluido cuánto tiempo realmente he pasado durmiendo y cuánto tiempo he pasado en cada etapa: Sueño Ligero, Sueño Profundo y REM. El seguimiento del sueño de Samsung definitivamente funciona, pero realmente desearía que me dieran una idea más clara de si mis patrones de sueño son normales. Con la forma en que se muestran las estadísticas actualmente, no veo una indicación clara de si las 2 horas de sueño REM que obtuve anoche son suficientes y si debo hacer algo al respecto. Además, resulta un poco incómodo dormir con el Galaxy Watch en la muñeca.

El monitoreo del estrés es otra característica nueva del Galaxy Watch. Por defecto, el estrés se mide manualmente a pedido, pero se puede medir constantemente. Esto, sin embargo, tiene un impacto notable en la vida de la batería. Si se detecta un alto nivel de estrés, el Galaxy Watch sugerirá un breve ejercicio de respiración para calmarlo.

Conectividad

 

A lo largo de mis pruebas, utilicé el Samsung Galaxy Watch junto con un teléfono inteligente LG G7 ThinQ. El emparejamiento fue rápido y fácil. El reloj también funciona con iPhones, aunque la funcionalidad de Samsung Pay, por ejemplo, no se puede usar cuando el reloj está emparejado con un iPhone.

El Galaxy Watch habla con su teléfono inteligente a través de Bluetooth y mantiene una conexión decente dentro de un rango de al menos 30 pies. Una vez que esté fuera de alcance, buscará una red Wi-Fi conocida. La conectividad GPS está a bordo para un seguimiento preciso de la ubicación durante los ejercicios. Además, NFC está disponible para realizar pagos móviles a través de Samsung Pay. Sin embargo, no puedes usar el reloj con terminales más viejos que usan una banda magnética.

Samsung también ofrece variantes LTE del Galaxy Watch, lo que le permite estar en línea todo el tiempo. LTE puede ser útil para transmitir música sin tener el teléfono cerca, así como para hacer llamadas o enviar mensajes de texto. No estamos seguros de cuánto impacto tendría la conectividad LTE.

Llamadas telefónicas, multimedia, soporte de Spotifyllamadas con Galaxy WatchYa sea que tengas un modelo LTE o no, el Samsung Galaxy Watch se puede usar para hacer llamadas telefónicas. En un modelo que no es LTE, el reloj simplemente actúa como un altavoz Bluetooth mientras la llamada es manejada por tu teléfono. La calidad de la llamada no es estelar, pero es aceptable. El altavoz incorporado en el reloj es lo suficientemente fuerte y produce tonos de voz claros. Las voces suenan apagadas y digitalizadas en el otro lado de la línea, pero sin duda es posible mantener una conversación en un entorno relativamente tranquilo sin mucho esfuerzo.

Si alguna vez lo deseas, tiene la opción de copiar imágenes y música desde tu móvil a tu Galaxy Watch. Hay 4 GB de almacenamiento incorporado (aproximadamente 2,5 GB disponibles para el usuario), que es menos de lo que ofrece un Apple Watch, pero suficiente para almacenar varios cientos de canciones.

Spotify está disponible para descargar en el Galaxy Watch. Esto te permite transmitir música a través de Wi-Fi o LTE y escuchar tus listas de reproducción durante los ejercicios, o simplemente descargar audio para usar sin conexión. La música se puede escuchar desde el altavoz incorporado del reloj, pero recomendaría emparejar el wearable a unos auriculares Bluetooth.

Duración de la batería y carga

Cargador Galaxy Watch

Al igual que los últimos relojes inteligentes de Samsung, el Galaxy Watch ofrece una batería de larga duración. La variante más pequeña, de 42 mm, duró fácilmente durante 2 días completos entre cargas, mientras que el modelo más grande, de 46 mm, me ayudó durante 3 días completos, con la pantalla siempre activada en ambos. Deshabilitando la función de pantalla siempre activa hace que duren un día más.

Evidentemente, el consumo de batería puede variar dependiendo de cómo uses el Galaxy Watch. La música que se escucha a través de Bluetooth, por ejemplo, pasa factura. En el Galaxy Watch más grande, Spotify consume el 13% de la duración de la batería cuando se transmite a través de Wi-Fi y el 10% si está escuchando sin conexión. Afortunadamente, el seguimiento del sueño solo consume alrededor del 7% por noche.

Ambos modelos de Samsung Galaxy Watch requieren aproximadamente 2 horas y 20 minutos para cargarse por completo. No es rápido, pero si les da un impulso rápido de 30 minutos mientras te preparas para ir al trabajo, tendrás suficiente carga para todo el día. La carga se realiza colocando el reloj en el soporte de carga inalámbrica.

Conclusión

Galaxy Watch accesorios

Un smartwatch sigue siendo el tipo de dispositivo que no necesariamente necesitas, sin embargo, siempre es bueno tener uno. Claro, es otro dispositivo que tienes que cargar regularmente, pero te compensa con todas las ayudas que te brinda y que no obtienes con un reloj normal. Te ayuda a mantener un registro de tu agenda, te indica con precisión qué tan activo (o inactivo) eres y te envía notificaciones a tu muñeca de manera conveniente.

Para aquellos que estén buscando un buen reloj inteligente, el Samsung Galaxy Watch es fácil de recomendar. Es rápido, atractivo y tiene una gran duración de batería para un dispositivo de su clase. Pero no es para todo el mundo. Los usuarios de iPhone, por ejemplo, estarán mejor con un Apple Watch de última generación, mientras que los atletas serios y los entusiastas del fitness probablemente serán mejor atendidos por otras marcas. Para el resto de nosotros, el Galaxy Watch es una excelente opción.

Actualmente, el Samsung Galaxy Watch se vende por 299 dólares/euros. Y tendrás que pagar un poco más por la versión con soporte LTE. No es tan barato como el Xiaomi Amaxfit 2, pero tampoco están al mismo nivel. Y aun así, sigue siendo más barato que la versión más barata del Apple Watch.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here